Mujer mariposa colorcrema

Miss Butterfly

De flor en flor y sigo porque me toca. Ése es el lema de semejante veleta. Se sabe grácil, se sabe bella y sobre todas las cosas, se sabe libre de espíritu, cuerpo y pecado. Amante del ocio y de la diversión, es la reina de cualquier sarao por su glamouroso aspecto y su don de gentes. “No todas las mujeres están hechas para el compromiso”, opina con ligereza mientras reivindica su derecho a mariposear.

Sus conquistas duran menos que el polen en las flores durante un vendaval.